martes, 3 de febrero de 2015

Palomitas Literarias #11 - El Código Enigma


PELÍCULA: El código enigma
TÍTULO ORIGINAL: The Imitation Game
AÑO: 2014
DIRECTOR: Morten Tyldum
REPARTO: Benedict Cumberbatch, Keira Knightley, Matthew Goode, Allen Leech.

 
1939. Segunda Guerra Mundial. El problema de los aliados se resume en una palabra: Enigma. Es la máquina a través de la cual los alemanes se comunican mediante códigos indescifrables. Un grupo de brillantes matemáticos se disponen a resolver Enigma. Entre ellos, se encuentra el brillante y excéntrico Alan Turing, que siempre va un paso por delante del resto de su equipo.

1951. Presente. Alan Turing es acusado por conducta indecente debido a su sexualidad. En una sala de interrogatorios, se verá obligado a revelar su verdadera historia.

"El verdadero enigma fue el hombre que descifró el código."


El tráiler de esta película fue un flechazo para mí. Un contexto histórico atrayente, y caras conocidas. Prometía ser una gran película. Y fue todavía mejor. 

La Segunda Guerra Mundial puede resultar un tema muy trillado, pero en esta ocasión está abordado desde una perspectiva completamente distinta. Observamos la estrategia, la inteligencia, el esfuerzo mental, la presión por avanzar en la investigación, y la impotencia por no conseguir nada. No encontraréis sangre, ni escenas truculentas, ni ataques brutales. Si habrá dolor y mucha tristeza. Un sufrimiento personal que se arrastra durante toda una vida, y que nunca fue mitigado, sino castigado aún más muy injustamente. 



La ambientación es estupenda: los vestuarios, los escenarios y la introducción de verdaderas imágenes de la época nos sumergen por completo en aquella horrible etapa. Los saltos cronológicos en la trama agilizan bastante la narración, otorgándole también cierta intriga: no descubrimos una parte de la vida de Turing de principio a fin; sino fragmentada. Poco a poco rellenamos los espacios en blanco de su adolescencia, de su junventud, y por último, de su presente. 

"¿Que si me creía Dios? No. Porque Dios no ganó la guerra. La ganamos nosotros."

El guión es sencillamente genial. Hay frases que marcan y diálogos que merecen ser escuchados una y otra vez. No obstante, la estupenda labor del guionista no se habría visto tan bien reflejada sin el brillante trabajo del reparto. Keira Knightley encaja a la perfección en su papel, pero sin duda, la estrella que destaca es Benedict Cumberbacht. Realizando una interpretación impresionante, Cumberbacht te dejará sin palabras. No me extraña en absoluto que ambos hayan sido nominados a los premios Oscar. 



Esta película me ha llegado especialmente por el mal trato que recibe Turing por tener problemas para relacionarse socialmente (solo Joan parecía darse cuenta, y por ello le tenía aprecio y era tolerante con él), y por ser homosexual. En los años 1950 la homosexualidad era considerada una enfermedad, hecho que me parece una aberración. Todos los homosexuales eran juzgados sin excepción, incluso si habían salvado millones de vidas al servicio de su país. 

"A veces la persona a la que nadie imagina capaz de nada, es la que hace cosas que nadie imagina."

Es muy triste que muchas personas que merecen ser premiadas (como Alan Turing) sólo obtengan más y más sufrimiento a lo largo de su vida. 


5/5 Imprescindible. Una película basada en hechos reales que ha llegado a mi corazón.
Esta es mi opinión. ¿Cuál es la tuya?







1 comentario:

El blog sigue adelante gracias a tus palabras. ¡No dudes en comentar! Eso sí, hazlo de forma respetuosa. ¡Gracias! :)